Galletas de chocolate blanco y pistachos

Galletas de chocolate blanco y pistachos



Ayer tuvimos otro domingo lluvioso por aquí, además hacía bastante fresco, así que decidimos pasar un día casero. ¿Y qué mejor que hornear algo rico para la merienda?

Me apetecía hacer galletas, así que me puse a echar un vistazo a las recetas de galletas que tengo guardadas para probar, y di con estas galletas de pistachos y chocolate blanco del blog de Silvia de Mi Dulce Tentación. Me encantan los pistachos y el chocolate blanco es una de mis debilidades, ¡así que juntos en una galleta tenían que ser la bomba!


La verdad es que el contraste entre el dulzor del chocolate blanco y los pistachos crujientes es muy bueno, las galletas están muy ricas, pero la próxima vez voy a hacerlas usando la receta de las Cookies de chocolate que tengo publicadas en el blog, me gusta más la textura con la que queda la galleta. Si el experimento sale bien ya subiré la receta al blog.

Me salió masa para hacer dos hornadas, la primera la hice con la temperatura y tiempo que marca la receta original, pero pasado el tiempo no estaban hechas, tuve que dejarlas como 4 minutos más. La segunda hornada la hice subiendo un poco la temperatura del horno y quedó mejor, ya sabes que cada horno es un mundo, yo te voy a poner el tiempo y la temperatura que me funcionó a mí.




Ingredientes (para unas 18 galletas):

- 115 g de mantequilla a temperatura ambiente
- una pizca de sal
- 175 g de harina tamizada
- 150 g de chocolate blanco troceado
- 140 g de azúcar
- 1 huevo L
- 90 g de pistachos troceados

Preparación:

Precalentamos el horno a 190ºC.

Yo he hecho la mezcla con la KitchenAid con la pala, pero puedes hacerlo con cualquier otra amasadora o a mano. Pon en el bol el azúcar, la mantequilla y la sal, mezcla hasta que quede bien integrado.

Ahora añade el huevo y ve añadiendo la harina poco a poco mientras se va mezclando todo.

Trocea el chocolate y añádelo a la mezcla, remueve bien.

Pelas los pistachos y con un cuchillo pártelos en trozos, añade y mezcla para que se repartan bien por la masa.

Pon una hoja de papel de hornear sobre la bandeja del horno, y con una cuchara, ve cogiendo bolitas de masa y poniéndolas sobre el papel, deja espacio entre ellas porque crecen bastante en el horno.

Hornéalas durante 11 minutos o hasta que veas que los bordes están dorados. Deja que reposen 10 minutos en la bandeja y después pásalas a una rejilla para que terminen de enfriar.


¿Te animas a prepararlas?

Eva

6 comentarios:

  1. Tienen que estar riquísimas, coincidimos en el chocolate blanco ¡mmmm!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que el chocolate blanco les da un punto muy bueno. Gracias por pasarte y comentar ;)

      Eliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Pero que riquísimasss!!! Quería dejarme alguna para desayunar hoy pero después de cenar nos comimos el resto jaja, éstas galletitas dulces me tocará hacerlas alguna vez porqué a Nacho le encantaron :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias María! Me alegro de que os hayan gustado :)

      Eliminar
  4. Me encantan las galletas caseras, creo que es mi dulce favorito :) Y los pistachos es mi fruto seco favorito, así que las probaré seguro :)

    ResponderEliminar

Instagram