Rosquillas de anís en Thermomix

Rosquillas de anís en Thermomix


Estas rosquillas de anís son un dulce típico de carnaval que podrás hacer en casa en un momento con ayuda de tu Thermomix.


Me encantan las rosquillas de anís, cuando era pequeña, la vecina que vivía en la puerta de enfrente a la de mis padres solía prepararlas y siempre nos traía unas pocas para mi hermano y para mí, ojalá le hubiera preguntado la receta porque, al menos en mi recuerdo, son las rosquillas más ricas que he comido nunca. Alguna vez las he comprado pero nunca me había atrevido a hacerlas, y es que reconozco que eso de tener que freírlas me echaba para atrás, me daba miedo quemarme o que me saltara el aceite. 


Rosquillas de anís en Thermomix


Este año las estaba viendo tanto por Instagram que decidí que había llegado el momento de superar mi miedo y sabéis qué, ¡resulta que no saltan! Ayyy si lo hubiera sabido antes jajaja, el aceite se calienta a fuego medio, ya que si no se quemarían por fuera y quedarían crudas por dentro, por lo que no salta nada de nada y esta masa, al hacerse con levadura de repostería es muy rápida, ya que no tiene tiempos de levado y te aseguro que quedan tiernas y que duran varios días así. ¡Vamos con la receta!


ROSQUILLAS DE ANÍS EN THERMOMIX




Tiempo de preparación:
Tiempo de cocción:
Tiempo total:

Raciones: 40

Ingredientes: 

- 200 g de azúcar
- 10 tiras de piel de limón (solo la parte amarilla)
- 100 g de aceite de oliva
- 3 huevos
- 50 g de licor de anís (o 50 g de leche y una cucharadita de esencia de anís)
- 500 g de harina de repostería
- 1 sobre de levadura química en polvo
- un pellizco de sal

Preparación: 

Pon en el vaso el azúcar y la piel de limón y pulveriza 30 seg/vel 10.

Baja los ingredientes con la ayuda de una espátula, añade el aceite, los huevos y el anís y programa 10 segundos a velocidad 4.

Añade 250 g de harina, la levadura y la sal y mezcla 8 segundos a velocidad 6.

Incorpora el resto de la harina y programa 15 segundos a velocidad 6.

Engrasa un bol y pasa la masa del vaso de la Thermomix al bol.

Pon una sartén alta a fuego medio con bastante cantidad de aceite para que las rosquillas queden flotando sin tocar el fondo. Con las manos untadas en aceite ve haciendo bolas pequeñas y únelas de dos en dos presionando en el centro con el dedo para hacer el agujero.

Ve friéndolas en el aceite dándoles la vuelta cuando estén doraditas, sácalas a una fuente con papel de cocina para que escurran y después pásalas por azúcar. Se conservan varios días en una bolsa con cierre de las de congelar.


Fuente: Cookidoo



Rosquillas de anís en Thermomix


Espero que te haya gustado la receta de esta semana y que, si como yo, no te animabas a preparar rosquillas de anís por el asunto de freírlas, te animes a hacerlas en casa.


¿No te quieres perder ninguna receta? Sígueme en facebook o en instagram para que estemos en contacto.


Besitos, Eva.



Eva

2 comentarios:

  1. Tienen una pinta estupenda. Yo tampoco soy muy amiga de la repostería frita porque da un poco más de trabajo, pero bien merece la pena el esfuerzo ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con la repostería frita pasa como con las croquetas, da mucha pereza ponerse pero luego merece la pena. Gracias por tu comentario Cuca ;)

      Eliminar

Instagram